Miembros de la Policía Internacional Interpol arrestaron a su llegada al país a Carlos Mario Jiménez (Macaco), exjefe paramilitar de Colombia considerado uno de los narcos más temibles

Rafael Castro
Aeropuerto Las Américas, RD

Miembros de la Policía Internacional Interpol arrestaron a su llegada al país a Carlos Mario Jiménez (Macaco), exjefe paramilitar de Colombia considerado uno de los narcos más temibles de esa nación sudamericana.

Mario Jiménez vino al país en el vuelo 1337 de American Airlines, procedente de Miami, Estados Unidos, donde cumplió una condena por narcotráfico y homicidios entre otros delitos, para no ir a Colombia donde tiene asuntos pendientes con la justicia.

El exjefe paramilitar colombiano llegó el viernes y fue trasladado a su país por el propio jefe de la Interpol en la República Dominicana el pasado sábado en el vuelo 251 de la línea aérea Avianca, con destino a Bogotá, Colombia.

Macaco fue extraditado hace 11 años a Estados Unidos y condenado a 33 años de prisión, pero el Bureau Federal de Prisiones de Estados Unidos anunció su puesta en libertad.

Según los informes, Macaco habría colaborado con la justicia estadounidenses ofreciendo información sobre otros delincuentes vinculados, principalmente, con el narcotráfico.

Eso le permitió recibir una notable rebaja de pena de 33 a ocho años. De acuerdo con la Oficina Federal de Prisiones, desde que fue extraditado a esta fecha, Jiménez ya cumplió con dicha sentencia.

De acuerdo con los informes, la Interpol en la República dominicana recibió informes confidenciales de la llegada al país, del exnarcotraficante colombiano.

El exjefe paramilitar es conocido en Colombia por haber sido uno de los narcotraficantes que compró un bloque paramilitar para entrar a ese grupo ilegal y poder recibir los beneficios del proceso de Justicia y Paz del gobierno de Álvaro Uribe.

Sin embargo, en el año 2008 el entonces presidente decidió extraditarlo a los Estados Unidos, quien solicitaba al narcotraficante para juzgarlo por enviar toneladas de cocaína hacia ese país.

A pesar de estar acogido a un proceso de paz, Macaco fue enviado a una prisión de Miami por haber seguido delinquiendo desde la cárcel de Itagüí.

Compártelo con un amigo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *