20 de junio de 2024

 Diario La Prensa

Aunque por segundo año consecutivo la nieve ha sido escasa en Nueva York y el Hoy y hasta mañana la temperatura se perfila por encima del promedio, pero los meteorólogos están rastreando un sistema de tormentas invernales que podrían traer una nevada sustanciosa a NYC el martes y quizás otra vez el viernes de la próxima semana, coincidiendo con la publicitada celebración de San Valentín.

“Estamos monitoreando la posibilidad de que se produzcan nevadas importantes en el noreste de EE.UU. la próxima semana a medida que un sistema meteorológico se desplace desde el Medio Oeste hacia la costa este el martes por la mañana. Todavía hay mucha incertidumbre sobre el tipo y la cantidad de precipitación”, comentó hoy el Servicio Meteorológico Nacional.

Central Park, considerado el termómetro referencial de la ciudad de Nueva York, ha registrado apenas 2.3 pulgadas de nieve este invierno, pero el meteorólogo Nick Gregory de Fox News cree que el área tiene potencial para recibir al menos otras 15 pulgadas este mes, según su pronóstico de mediados de invierno.

Según el pronóstico, un sistema de baja presión se desplazará hacia el noreste y se deslizará sobre el Océano Atlántico a primera hora del martes. Mientras tanto, un aire más frío será arrastrado desde Canadá, lo que reducirá las temperaturas cerca o por debajo del punto de congelación (32F/OC) desde el lunes por la noche.

Todo lo relacionado con la naturaleza es impredecible, pero por lo pronto el domingo se perfila nublado y hay un pronóstico de 40% de precipitaciones el lunes, 70% el martes y de nuevo 40% el viernes. La tormenta puede comenzar como lluvia en algunas áreas a lo largo de la costa atlántica el lunes por la noche, pero a medida que se fortalezca podrá aprovechar continuamente el aire más frío, asegurando un cambio a nieve.

El récord anterior para la ciudad de Nueva York sin nevadas significativas había sido de 400 días, que terminó el 21 de marzo de 1998. Central Park suele tener alrededor de 24 pulgadas de nieve totales durante un invierno. Pero el año pasado sumó sólo 2.3, la cantidad más baja desde que se comenzaron a llevar registros en el año 1869.

En general las nevadas han sido escasas en la ciudad de Nueva York en el último lustro, con la excepción del invierno de 2020-21, cuando cayeron casi 40 pulgadas, superando el promedio anual. Médicos y meteorólogos recuerdan que las temperaturas extremas son muy peligrosas, sobre todo para ancianos y niños.

}

About Author

Deja un comentario