26 de febrero de 2024

El presedente de República Dominicana, Luis Abinader, posa para una fotografía en el salón Blanco del Palacio Nacional. Luis Rodolfo Abinader Corona (Santo Domingo, 12 de julio de 1967) es un político, economista y empresario dominicano. Es el sexagésimo séptimo presidente de la República Dominicana por el Partido Revolucionario Moderno, cargo que asumió desde el 16 de agosto de 2020, tras vencer en las elecciones extraordinarias generales del mismo año. 16 de diciembre de 2020, Santo Domingo, República Dominicana.

Un turista italiano que vivió una mala experiencia en un viaje  al país, escribió una carta al presidente de la República Dominicana Luis Abinader.

La comunicación fue enviada al periódico El Viajero Digital para ser reproducida íntegramente.

A continuación, reproducimos íntegramente la comunicación enviada.

Estimado presidente de la República Dominicana Luis Abinader

Unos amigos italianos que tienen buena relación con tu país me han invitado a escribirte porque eres considerado una persona que está haciendo mucho por mejorar la República Dominicana, y creo que deberías estar al tanto de lo que me paso cuando llegue a Punta Cana para pasar con mi esposa en nuestro 25 aniversario de bodas, este es el resumen en pocas palabras:

• Llego a Punta Cana y me paran en las Aduanas.
• Le explico que ya me ha pasado porque hay un caso de homonimia y solo verifican como lo han hecho las otras veces.
• Explico que como el problema judicial está en Italia, por lo tanto, la policía italiana no me habría dejado salir.
• Señalo que las autoridades aduaneras francesas han verificado a su vez (esta no es la primera vez que viajo).
• Muestro los sellos de pasaporte de Punta Cana 2018 y Nueva York 2019.
• Muestro al oficial el E-Ticket de ingreso que había solicitado en tiempo y que me fue otorgado!
• Pido que se comuniquen con la embajada y se me niega !!!!!!!!
• La policía me escolta hasta el avión aunque sea un delincuente (solo faltan las esposas).
• En París descubrí que las autoridades dominicanas pidieron que la policía me esperara en el avión (por suerte sin esposas).
• Las autoridades francesas, comprobando que la homonimia se limitaba sólo al nombre y apellido y no a todos los demás datos, nos deja libres en el aeropuerto.
• Cuando voy a tomar el vuelo de conexión para volver (justamente mortificado por el trato sufrido) a Italia, descubro que habían perdido el vuelo que había salido 3 horas antes de la llegada del vuelo de Punta Cana y sobre todo, no me entregan ningún documento que justifique la repatriación.

El sábado 23/10/2021 fui a República Dominicana llegando al aeropuerto de Punta Cana con vuelo AF968 desde París.

En la oficina de inmigración cuando revisaron mi pasaporte, el sistema informó mi nombre, Sergio Pavan, como el nombre que tiene prohibida la entrada al país, porque esta persona es denunciada por la justicia italiana.

Me acompañaron a una oficina con mi esposa, donde el oficial de Migración me dijo que estaba revisando lo que había sucedido.

A mi solicitud de explicaciones, me informó que mi nombre y apellidos fueron reportados, del DNI me enteré más tarde, pero no había más información, como fecha de nacimiento, residencia, números de pasaporte, ¡etc.…!

Explico que ya me había pasado y los funcionarios de la Aduanas de La Romana habían revisado los archivos y habían verificado que la fecha de nacimiento no correspondía. Le explico que si hubiera tenido problemas con la justicia italiana no me hubieran dejado salir de Bolonia y al final en París me hubieran impedido no dejarme salir de Europa.

Pido que se comuniquen con la embajada italiana y me dicen que espere. Después de varias preguntas por parte de otros funcionarios del gobierno establecieron que no podían verificar si la persona que tenía el impedimento para ingresar al país era realmente yo, decidieron enviarme de vuelta a Italia con el primer vuelo útil y solo entonces se me permitió contactar a las autoridades italianas en RD, y logré hablar con el representante consular italiano en Punta Cana que a pesar de su interés y llamadas telefónicas al oficial de inmigración y a los fiscales y magistrados locales, me informó que el problema se originó en Italia, como ya me había dicho el oficial de inmigración, que ya me había invitado a contactar la embajada de su país en Roma una vez que regresé a Italia.

Mientras tanto, el representante consular ha enviado una comunicación al embajador italiano en su país y me ha invitado a ponerme en contacto con las oficinas del Ministerio de Asuntos Exteriores, que he copiado en el presente, porque el hecho es bastante grave, ya que en este momento todas las personas con mi nombre serán rechazadas.

Esta fue la quinta vez que vine a su país, la última vuelta fue en diciembre de 2018 siempre en Punta Cana, de 16 a 23, y no hubo problemas, el único problema que tuve en diciembre de 2007 siempre en el informe del sistema, pero el funcionario del aeropuerto de La Romana había podido verificar en los archivos en papel que las fechas de nacimiento no coincidía, concederme acceso al país ocurrió más tarde otras veces siempre por razones turísticas de 9 o 10 días.

A sugerencia del Ministerio de Relaciones Exteriores también recurrí a las autoridades policiales italianas, para verificar este informe a nivel de inteligencia internacional, y me dijeron que si realmente fuera yo quien tuviera problemas con la justicia, ni siquiera habría podido salir de Italia, e incluso ellos no entienden por qué además de la denuncia del nombre y apellido las autoridades dominicanas no han incluido otros datos de identificación, generando precisamente este desagradable inconveniente, que además de traerme un daño económico, no indiferente, y del que creo que nunca tendré indemnización, ni siquiera daño moral, mi esposa y yo queríamos celebrar nuestro 25 aniversario (esperamos 2 años debido a la pandemia) y en cambio nos vimos tratados como delincuentes al no solo haber sido devueltos, pero acompañado a la puerta del avión por la policía de aduanas y una vez aterrizamos en París encontramos a la policía francesa esperándonos, que a petición de la aduana de Punta Cana, descubrimos, tenía que asegurarse de que volvíamos a Italia.

Ahora, me gustaría tener respuestas, en primer lugar, para saber si soy la persona «incriminada», y si es así me gustaría saber las razones, que no me han sido explicadas.

En segundo lugar, si no soy yo, me gustaría saber, ya que como parece que hay un error, o una falta de información por parte de sus autoridades, ¡cómo puede evitar este problema en el futuro, si decide regresar a su país, que en este momento no lo voy a hacer nunca más, y sobre todo que no les pase lo mismo a otras personas con el mismo nombre (si me hubiera llamado Mario Rossi, la mitad de Italia no podría entrar en su país)!

Además, espero, una vez reconocido que soy inocente, como estoy seguro de que soy, ya que no sé de qué se me acusa, no digo una indemnización por el daño económico que no es indiferente sobre 4000 o 5000 €,
me pongo en contacto con un abogado para esto, pero al menos una disculpa oficial de su gobierno, que al menos mitigará parcialmente la decepción de no haber podido tomarse unas vacaciones largamente deseadas, y todo el tiempo perdido (50 horas entre aviones y aeropuertos no se los deseo a nadie).

De todo esto también he informado a los órganos de competencia italianos para que aclaren el incidente, que ha sido juzgado por las autoridades italianas como un hecho muy grave, y que será tratado por las autoridades competentes, la Embajada de Italia en RD, el
Ministerio de Asuntos Exteriores y el Ministerio del Interior (previa notificación de la Policía Estatal italiana).

Durante el último año he estado en contacto con el embajador de Italia quien me ha respondido asegurándome que este inconveniente nunca volverá a ocurrir pero no se le ha emitido ningún documento escrito que pueda probarlo, y me invitó a contactar a un abogado con respecto a un ‘ eventual compensación, lo que hice poniéndome en contacto con un abogado en Italia y un bufete de abogados en la República Dominicana.
Ambos me dijeron que al no tener un documento escrito que justifique por qué fui repatriado, no pueden hacer mucho, y solo podrían sugerir que recurra a las autoridades para al menos buscar una disculpa oficial, y tal vez obtener una «invitación» para seguir. a través de las vacaciones perdidas para demostrar que todo este asunto fue solo un malentendido y en el futuro podré volver a ser una persona bienvenida en la República Dominicana.

Esperando una respuesta de usted, con aclaraciones sobre lo que sucedió.

Atentamente

Sergio Pavan

About Author

Deja un comentario